La séptima edición del Eco Rallye de la Comunidad Valenciana, prevista inicialmente para abril, se celebrará finalmente el los próximos 13, 14 y 15 de noviembre en Castellón. Consiste en una prueba automovilística enfocada a la participación de vehículos eléctricos, híbridos enchufables; e híbridos autorecargables y vehículos bifuel, cuyo objetivo es promover la conducción eficiente y el uso sostenible del automóvil.

La gran infraestructura temporal de recarga para vehículos eléctricos este año correrá a cargo de diferentes compañías, entre ellas Circontrol, que aportará los cargadores a través de su partner Circutor. La infraestructura de carga de la edición 2020 contará con hasta 30 cargadores que proporcionarán 7,4 kW de potencia cada uno. Esta infraestructura de recarga, una de las más grandes de Europa, se ubicará como en ocasiones anteriores en la Plaza de España, junto a El Corte Inglés de Castellón.

Todas las entidades participantes muestran su fuerte compromiso hacia un futuro innovador, bajo en carbono y mucho más respetuoso con el medio ambiente. En esa línea, también buscan responder al aumento de demanda de energía sin incrementar emisiones.

Con el objetivo de garantizar la máxima seguridad para todas las partes implicadas en la prueba se ha elaborado un exhaustivo protocolo sanitario. En él se establecen todas las medidas de prevención y control que se van a llevar a cabo durante los tres días de competición.

Share This