Desde hace unos meses el Bicing, servicio de bicicletas públicas de la ciudad de Barcelona, ha empezado un proyecto para introducir la bicicleta eléctrica manteniendo la estructura actual del bicing. Estas bicicletas han sido ideadas, diseñadas y fabricadas con la participación de distintas empresas de ámbito Nacional e Internacional.

Circontrol ha desarrollado y fabricado los cargadores para las bicicletas eléctricas así como la plataforma física y lógica para dotar las estaciones de recarga de la conectividad con los servidores del sistema de registro de datos. El software diseñado por Circontrol envía los datos con el estado de carga de cada una de las baterías para que el software de gestión decida si están listas para ser liberadas y empezar a rodar.

La prueba piloto del Bicing eléctrico durará hasta finales de 2015 con 45 estaciones indoor y 5 outdoor, empezó con una bolsa de 1.000 abonados que se amplió hasta los 4.000 y actualmente hay lista de espera para acceder al servicio. De media se utiliza 115 veces al día i la distancia media recorrida es de 2,7 km en relación con los 1,9 km de la bicicleta mecánica y de 20 minutos respeto a los 13 minutos de la bicicleta mecánica.

Este servicio, complementario al Bicing mecánico, nace para ampliar el servicio, incrementar la sostenibilidad y facilitar viajes largos y con pendientes ascendentes. Utilizando bicicletas de sólo 3 kg más que la mecánica, con una rápida recarga y una autonomía de 40 quilómetros.

Circontrol es una de las empresas fabricantes referentes y líder en su sector a nivel mundial, con más 15.000 puntos de recarga de vehículos eléctricos en funcionamiento por todo el mundo y más de 380 aparcamientos gestionados con sus soluciones de eficiencia para aparcamientos.